domingo, septiembre 25

Gran Canaria vuelve a citarse en Teror con la Romería-Ofrenda del Pino

Después de los momentos más duros de la pandemia hasta la fecha, con el impacto de las restricciones en la vida social y cultural de la ciudad y la Isla, la agenda de Gran Canaria va recuperando su normalidad. En ella siempre se subraya la fechadle Pino: víspera, el siete de septiembre, y festividad, el ocho. Desde el Cabildo de Gran Canaria se presentan los detalles de la tradicional Romería-Ofrenda en el icónico 7 de septiembre.

Basílica de Nuestra Señora del Pino, en Teror. Foto: QhLP.

Dos años después de su obligada suspensión por la alerta sanitaria provocada por la crisis de la Covid durante 2020 y 2021, a las 15:30 horas del miércoles, día 7 de septiembre, empezarán a dirigirse con dirección a la Basílica del Pino desde la zona conocida como el Castañero Gordo de Teror, las carretas municipales que tomarán parte en la tradicional Romería-Ofrenda en honor a la Virgen del Pino, que este año cumple 70 años de existencia desde que fuera instaurada en 1952 por el Cabildo grancanario, a propuesta del folclorista Néstor Álamo.

Organizada por el Cabildo de Gran Canaria con la estrecha colaboración con el Ayuntamiento de la Villa Mariana, la de esta presente edición se espera, por lo tanto, que sea una de las romerías más multitudinarias de la historia, estimándose la visita de más de 200.000 personas en la Villa Mariana entre las jornadas del día 7 y 8 de septiembre, declarado festividad insular desde el año 2001.

GRANCANARIACULTURA.COM

Los 21 municipios de la Isla, más la representación del Cabildo grancanario, desfilarán ante la Patrona para ofrecer lo mejor de sus campos, acompañados todas ellos por el folclore y los bailes tradicionales. A las 16:00 horas la imagen de la Virgen del Pino saldrá al pórtico de la Basílica para marcar el inicio oficial de la popular romería. Este año abrirá el cortejo un grupo de cuatro camellos procedentes de Maspalomas acompañados por sus camelleros y un grupo de mujeres ataviadas con el traje típico diseñado por Néstor. La última vez que se emplearon estos animales fue en el evento celebrado en 2017, cuando cuatro ejemplares procedentes del Parque Nacional de Timanfaya fueron trasladados desde Lanzarote con sus respectivos camelleros, tras 40 años de ausencia después de que fueran empleados con anterioridad en 1974, procedentes de una finca de Los Llanos María Rivera.

Las tradicionales carretas municipales, los temas más populares del cancionero canario, los productos de la tierra, la vestimenta típica y, sobre todo, el fervor religioso y la solidaridad, se entremezclan en la fiesta grande de los grancanarios, declarada Fiesta de Interés Turístico hace más de cincuenta años.

La consejería de Cultura que dirige Guacimara Medina ha previsto la participación, por octavo año consecutivo, de una cincuentena de niños y niñas que presentarán en décimas dedicadas a cada uno de los municipios y al Cabildo Insular, a los que se suman otros ocho que recitarán versos dedicados a cada una de las Islas Canarias, incluido el islote de La Graciosa.

La Romería-Ofrenda será retransmitida en directo por Televisión Española en Canarias y la Televisión Canaria.

GRANCANARIACULTURA.COM

La carreta del Cabildo titulada ‘¡Gran Canaria, isla de tierra y de mar!’, que ha diseñado Fernando Benítez, volverá a convertirse en una muestra de la variedad de productos y manufacturas recolectados por la Consejería de Sector Primario y Soberanía Alimentaria a través de su Granja Agrícola Experimental y los denominados Mercados Agrícolas de Gran Canaria. Solo en papas del país serán más de 400 kilos los que se entregarán en las puertas de la Basílica de Nuestra Señora del Pino. Más de una tonelada de fruta y verdura fresca colmarán la carreta institucional que, en esta ocasión, irá acompañada del barquillo de vela latina ‘Gran Canaria’, que estará arrastrado por pescadores ataviados con vestimenta tradicional marinera. El grupo que acompañará la carreta de la Corporación será la Parranda de Teror.

Orden de participación

Será una intensa jornada de expresión popular que dará comienzo a las 15.30 horas en la zona conocida como el Castañero Gordo, en las afueras del casco de Teror. Antes, en los recodos de la carretera general que da acceso al municipio, en garajes, solares y calles adyacentes, se habrá engalanado la veintena de carretas que participarán en el evento, que este año cumple 70 años.

Tras el sorteo celebrado hace unos meses, el orden en el que las carretas participantes recorrerán el centro de la Villa Mariana y realizarán su ofrenda será el siguiente: en primer lugar, la carreta del municipio anfitrión, Teror, seguida de la del Cabildo de Gran Canaria, co-organizador de las Fiestas en Honor a la Patrona de la Diócesis Canariense, seguidas de las de La Aldea de San Nicolás y Mogán, que atendiendo a su lejanía geográfica no entran en el sorteo.

Seguidamente en la romería-ofrenda participarán los municipios de Valsequillo, Las Palmas de Gran Canaria, Arucas, Santa María de Guía, Tejeda, Santa Lucía de Tirajana, Moya, Ingenio, Gáldar, santa Brígida, Artenara, San Bartolomé de Tirajana, Telde, Firgas, Agüimes, Valleseco, Agaete y San Mateo.

Imagen de una típica romería en El Pino. Foto: Cabildo de Gran Canaria.
Hay que recordar que la romería-ofrenda del Pino no se ha celebrado en los dos últimos años debido a la pandemia del Covid, aunque el Cabildo y los ayuntamientos de la isla efectuaron, tanto en el 2020 como en el 2021, sendas ofrendas que tuvieron un formato reducido y sin público. En 2020, los municipios trasladaron a Teror sus productos agrícolas y manufacturados en sus vehículos oficiales, mientras que el pasado año 2021, los municipios entregaron sus productos en palés, para facilitar su descarga, en la sede de Cáritas, en Escaleritas. En los dos años se desarrollaron por tanto simbólicos y sencillos actos institucionales en los que un representante de cada ayuntamiento grancanario pudo ofrecer una cesta con una selección de los productos de la tierra que dichos años, debido a las excepcionales medidas sanitarias de seguridad impuestas por la crisis sanitaria provocada por la pandemia, no contaron con la presencia de público.

¿Algo que comentar?